Enlaces de accesibilidad

Crear la imagen del rival electoral


Mitt Romney, candidato presidencial republicano, gana Puerto Rico

El manual electoral por el cual se guían la mayor parte de los asesores políticos americanos es igual para ambos partidos.

Una de las máximas de dichos manuales dice: Es importante crear la imagen del candidato rival antes de que el mismo pueda describirse a si mismo.

Esto es lo que ha venido haciendo la campaña electoral del presidente Barack Obama con su virtual oponente en la contienda presidencial de noviembre el republicano y ex gobernador Mitt Romney.

El mismo Romney y sus asesores han enfatizado que una de las cualidades más importantes del candidato es su experiencia en la economía privada, la cual genera cerca del 70 por ciento de los empleos en los Estados Unidos.

Los asesores de Obama han tomado las palabras de Romney y le han tendido una sabia trampa política. Dicen que Romney se jacta de los miles trabajos que el creo con su compañía Bain Capital, a la que Romney dice él renunció en 1999, para rescatar al Comité Olímpico norteamericano.

Pero tanto el influyente matutino The Boston Globe, como asesores del presidente, y el mismo presidente han dicho que hay documentos que muestran que en el 2002 Romney todavía firmaba papeles como presidente y dueño de Bain Capital.

La critica que le hacen a Romney en discursos y en anuncios políticos pagados es que Bain Capital creo miles de empleos, tal como Romney dice, pero que los creo fuera de los Estados Unidos.

Romney insiste en que él se había retirado de la compañía en 1999 y que por tanto el no tuvo nada que ver con la exportación de trabajos a países donde la mano de obra era más barata. A esto los asesores de Obama dicen que de ser cierto eso, Romney violó leyes federales al haber firmado papeles que indican que él todavía estaba al mando de Bain Capital en el 2002.

Sin duda alguna Obama y su campaña electoral ha logrado darle una buena encerrona al Romney. Encerrona que ha forzado a Romney y a sus asesores a pasarse días respondiendo a estas acusaciones y gastando millones de dólares en anuncios para rebatir lo dicho por los demócratas.

Hay explicaciones que podrían mostrar que Romney no miente. Pero dichas explicaciones harían que el candidato republicano presentara sus declaraciones de impuestos a la renta por varios años. Romney insiste en que la ley sólo le pide que presente los del 2010, que ya él ha hecho; y los del 2011, los que él ha prometido abrirlos al escrutinio público en cuanto estén listos.

Pero los problemas de Romney son más grandes. El es uno de los candidatos a la presidencia de Estados Unidos más ricos en la historia. Los medios de prensa dicen que Romney tiene alrededor de $250 millones de dólares – mucho de ellos colocados en cuentas en las Islas Cayman, en Suiza o en Bermuda.

Para salir adelante Romney tiene que aclarar sus finanzas personales antes de poder a la ofensiva y atacar al presidente Obama por un pobre desempeño de la economía.
Cada día que Romney y su campaña tienen que defenderse de los ataques de Obama y de su campaña, es un día que ellos pierden para criticar al presidente.

Y esto es una ventaja indiscutible para el primer mandatario de Estados Unidos – aun cuando todavía faltan tres meses y medios para las elecciones presidenciales de noviembre.
XS
SM
MD
LG