Enlaces de accesibilidad

Promueven grupo de cabildeo contra el embargo en el Congreso


La ley Helms-Burton.

Estará integrado por veteranos operadores políticos de ambos partidos y tendrá apoyo financiero de grupos empresariales y ONG.

Un grupo de efectivos operadores políticos está organizando una nueva campaña para presionar al Congreso de Estados Unidos para que derogue el embargo comercial, económico y de viajes a Cuba, informa el diario The Wall Street Journal.

Engage Cuba, una nueva entidad no lucrativa será presentada en mayo. Para asistir en este empeño, el grupo cuenta con veteranos operadores políticos de ambos partidos que mantienen estrechos vínculos tanto con el liderazgo legislativo como con el sector de los negocios.

Steven Law, un exdirectivo de la Cámara de Comercio de Estados Unidos y actual presidente del poderoso comité de acción política American Crossroads, fungirá como asesor principal. Law permanecerá en su cargo en American Crossroads, lobby que invierte millones de dólares para respaldar a candidatos y causas republicanas.

Law estará acompañado por Lucas Albee, un veterano operador político demócrata con décadas de experiencia en el Capitolio. Luis Miranda, exdirector para medios hispanos de la Casa Blanca y asesor del presidente Barack Obama, ayudó a concebir Engage Cuba.

El nuevo grupo también contará con dos prominentes "lobbystas" republicanos, de la firma Fierce Government Relations. La exayudante de George W. Bush Kirsten Chadwick encabezará el grupo de cabildeo en la Cámara de Representantes, mientras que Billy Piper, exasesor del senador Mitch McConnell, lo dirigirá en el Senado.

Engage Cuba, que representará a importantes grupos empresariales y organizaciones no gubernamentales, tendrá entre sus metas abrir la economía cubana a más negocios y turismo de Estados Unidos. La entidad asegura que ya cuenta con compromisos de apoyo financiero por parte de corporaciones y ONG.

El Consejo Nacional de Comercio Exterior, que representa a grandes grupos corporativos y cabildea a favor de expandir el comercio internacional, confirmó que se inscribirá como miembro. Otros serán anunciados oficialmente en el lanzamiento, el próximo mes.

El WSJ observa que muchos negocios en Norteamérica ven a Cuba como una gran oportunidad potencial.

Un grupo que representa los intereses agrícolas (la Coalición Agrícola de Estados Unidos para Cuba, USACC) fue creado con el fin de presionar a favor de relaciones normales de comercio en ese sector. A la vez, compañías de telecomunicaciones y tecnología han comenzado a explorar el mercado cubano bajo algunas exenciones al embargo anunciadas por Obama en diciembre pasado. El sitio de consumo compartido Airbnb anunció este mes que ofertará casas particulares de alquiler en Cuba a viajeros estadounidenses.

Eliminar el embargo, una serie de legislaciones parciales y directivas presidenciales que fueron codificadas como una sola ley por el Congreso en la Helms-Burton de 1996, requerirá un voto mayoritario de los congresistas, a quienes el presidente Obama ha instado públicamente a derogarlo.

Pese a que miembros de los dos partidos mayoritarios han expresado su apoyo, muchos republicanos afirman que mayores relaciones con Cuba no conducirán a una mayor apertura en materia de libertades, ni a más democracia en la isla.

XS
SM
MD
LG