Enlaces de accesibilidad

EEUU aumenta la ayuda económica a damnificados en Filipinas


John Kerry anunció la suma de 26,4 millones de dólares a la ayuda a Filipinas

Fondos servirán para proveer de agua potable, instalaciones sanitarias, comida y refugio para damnificados

El secretario de Estado estadounidense,John Kerry, anunció hoy que su país donará 26,4 millones de dólares más (19,1 millones de euros) para ayudar en la rehabilitación de la zona de Filipinas afectada por el tifón Haiyan, que arrasó en
noviembre el país y causó más de 7.700 muertos y desaparecidos.

"Me enorgullece anunciar que los Estados Unidos, a través de USAid (la agencia de cooperación estadounidense), proveerá 26,4 millones de dólares más para ayuda humanitaria", anunció Kerry durante su visita hoy a la ciudad de Tacloban, una de las más afectadas por el desastre natural.

El secretario de Estado indicó que los 26,4 millones de dólares se suman a los 62 millones que ha donado desde el pasado 8 de noviembre, cuando el tifón arrasó la zona centro de Filipinas, y apuntó que su Gobierno "seguirá de cerca la situación" para tomar "decisiones futuras".

Estos fondos serán utilizados principalmente para asegurar el acceso inmediato de residentes y de cooperantes a agua limpia, instalaciones sanitarias, servicios de higiene, comida y un lugar en el que refugiarse.

El anuncio de Kerry se produjo el mismo día que el Gobierno de Filipinas anunció que necesitará un total de 360.900 millones de pesos (unos 8.150 millones de dólares o 5.900 millones de euros) en los próximos 4 años para reconstruir la zona devastada por Haiyan.
Más de la mitad del dinero, un 50,79 por ciento o unos 3.000 millones de euros, irán destinado a la reconstrucción de hogares, mientras cerca del 20 por ciento, unos 1.157 millones de euros, se dedicará a la creación de empleo y de negocios, así como de medios de subsistencia.

La ciudad de Tacloban, de unos 220.000 habitantes, quedó prácticamente destruida tras el paso de Haiyan, como pudo comprobar Kerry, quien aseguró en un discurso poco después de aterrizar en la localidad que la devastación es "impactante" y que "parece una zona de guerra en todos los aspectos".

"Para muchas personas, efectivamente es una zona de guerra en muchos sentidos. Hay que ver esto para creerlo, para sentirlo y para entenderlo", agregó el máximo representante de la diplomacia estadounidense.

Kerry afirmó asimismo que EEUU ayudaría a Filipinas con el desastre natural de Haiyan "durante el tiempo que haga falta", y aplaudió el esfuerzo coordinado entre los dos países para ayudar a los afectados.

"Esto es una muestra de nuestra perdurable alianza, no sólo en los buenos momentos, sino en los malos también", subrayó.

Pocos días después del tifón, EEUU envió más de 50 aviones y embarcaciones a las zonas más afectadas por el tifón con los que se repartió abundante ayuda humanitaria y se desplazó a miles de residentes de Tacloban que huían hacia Manila.

El Gobierno estadounidense desplegó 1.000 militares en Filipinas y destinó 20 millones de dólares iniciales para apoyar a los ciudadanos del país afectados.

XS
SM
MD
LG