Enlaces de accesibilidad

Batida contra prostitutas desatada por reporte de prensa extranjera


Foto de James McTurk publicada por el diario canadiense Toronto Star.

El diario Toronto Star da cuenta de que la policía cubana ha interrogado a niñas de 7 a 12 años implicadas en el caso de un canadiense hallado culpable de abusos sexuales en la isla.

La policía cubana ha arrestado a algunas mujeres en La Habana, les ha advertido alejarse de los lugares públicos y ha forzado a otras a regresar a sus provincias, en una nueva batida contra la prostitución en la isla, dice el diario canadiense Toronto Star.

El reportaje revela que bares en el centro de la capital como el Café París, La Mina, El Maragoto y Golden Shower, todos sitios frecuentados por prostitutas, están prácticamente vacíos, y vecinos del área dicen que las mujeres merodean ahora los callejones aledaños.

Periodistas habaneros indicaron que esta última batida, lanzada a principios de abril, se produjo como resultado de una investigación llevada a cabo de manera conjunta por el Star y el diario de Miami El Nuevo Herald sobre el turismo sexual con menores de edad en Cuba.

En esa ocasión los reportajes investigativos se centraron en el caso de un canadiense de 78 años, James McTurk, que el mes pasado fue hallado culpable en Canadá de delitos sexuales contra menores en la isla.

McTurk ya había sido convicto por pornografía infantil relacionada con menores cubanos en 1995 y 1998, y a pesar de figurar en un registro de agresores sexuales hizo al menos 29 viajes a Cuba entre noviembre de 2008 y julio de 2012, cuando fue arrestado.

Documentos de la corte revelan, de acuerdo con el diario, que el hombre voló desde Varadero a Canadá 20 veces y siete desde Manzanillo.

El periódico cita a un escritor cubano, Víctor Manuel Domínguez, quien dijo que el incremento de la presión policial ha desplazado a las prostitutas fuera de la “zona de tolerancia” no oficial hacia sitios de prostitución más barata cerca de las calles San Lázaro y Belascoaín, en Centro Habana.

También alude a una columna escrita por el abogado Veizant Boly, quien escribe para varios sitios web, en la que asegura que las investigaciones periodísticas del Star y el Herald “alertaron a las autoridades y las forzaron a adoptar serias medidas”, incluido el arresto de más de 20 prostitutas y una redada cerca de las calles Monte y Reina, en abril.

El Star destaca que el Herald supo que la policía cubana había interrogado a cuatro niñas de entre 7 y 12 años por indicios de abusos cometidos por McTurk, y que arrestó a una mujer que amigaba con el canadiense.

La policía de Toronto informó haber encontrado en el apartamento de McTurk los nombres de una mujer, Delvis Reitor Torres, de 25 años, y de al menos cuatro de sus vecinas en el pueblo de Marea del Portillo, en la municipalidad de Pilón. Reitor fue detenida luego en Cuba, dice el diario, para ser investigada por corrupción de menores.

El reportaje también menciona al taxista Rolando “Rolly” Cabrera Abreu, quien conocía al canadiense desde hacía 20 años y dijo al Herald que McTurk siempre llevaba en sus visitas pequeños regalos, golosinas y ropa para los niños.

De acuerdo con Cabrera, el canadiense tenía “novias” en todos los pueblos de playa donde se hospedaba, como Marea del Portillo, Varadero y Guardalavaca, en la costa nororiental de Cuba.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG