Enlaces de accesibilidad

GlobalPost: Cuba adoptó su ´Ley de Ajuste´


Según el diario, Cuba busca crear un jornalero socialista que gane dinero en el extranjero y regrese a gastarlo en la isla.

El diario digital analiza la reciente reforma migratoria puesta en vigor por el régimen cubano y precisa cuál es su real objetivo y los efectos que ha causado en EE.UU.

Durante décadas las autoridades comunistas de La Habana han “despotricado” contra la Ley de Ajuste Cubano que en esencia concede de manera automática el estatus de refugiado a cualquier cubano que llegue a suelo estadounidense, destaca este miércoles el diario digital GlobalPost.

Pero ahora, casi 50 años después de estar denominándola “la ley asesina”, añade, el gobierno de Raúl Castro “ha encontrado la forma de forzar un cambio en esa legislación, haciendo un ajuste cubano por su propia cuenta”.

El periódico analiza la reciente reforma migratoria recién puesta en vigor por el régimen cubano, con el propósito, según éste, de “facilitar los viajes a los residentes en la isla y a los casi dos millones de cubanos que aproximadamente viven en el extranjero”, la mayoría de ellos en EE.UU.

“Fue un paso importante –puntualiza el diario—hacia la creación de una nueva clase de jornalero socialista: el trabajador migratorio que gana dinero en el extranjero para gastarlo e invertirlo de regreso a su hogar en Cuba”.

Como resultado de ese cambio, señala el Post, en EE.UU. parece ahora estar considerándose “lo que una vez fue impensable: cambiar la Ley de Ajuste Cubano”.

A propósito de ello, el diario cita al senador por Florida Marco Rubio, quien ha dicho que “si las personas vienen a este país (EE.UU.) buscando refugio y entonces empiezan a viajar de regreso a Cuba 10 o 12 veces al año, resulta difícil para nosotros ir a Washington a justificar un estatus especial del que los cubanos disfrutan a diferencia del resto” de los inmigrantes.

El GlobalPost pone de relieve que cada año más de 10 mil cubanos obtienen la tarjeta de residencia en EE.UU. luego de entrar al país por la frontera con México o recalando en las playas de Florida, y el consulado estadounidense en La Habana concede además 20 mil visas de inmigrantes al año.

Sin embargo, precisa, ninguno de esos cubanos están obligados a demostrar que son perseguidos políticos, y cita a la congresista también por Florida Ileana Ros-Lehtinen, quien recalcó que la ley de ajuste no es un mecanismo diseñado para permitir a los cubanos que viajen de ida y vuelta a EE.UU. y “se tomen unas vacaciones en la isla”.

El diario destaca además que a pesar de “54 años de hostilidades entre los dos países” en la actualidad los vuelos a Cuba llegan a ser hasta 18 diarios, lo que hace de los viajeros provenientes de EE.UU. los que en mayor número visitan la isla después de los canadienses.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG