Enlaces de accesibilidad

La información me llegó por dos vías diferentes. Una fue un amigo al que no veo con frecuencia, que me dijo que debía ir a Cuba pero quería que supiera que allí mi ciudadanía americana no me protegía. Cuba no reconoce la ciudadanía estadounidense de los nacidos en la isla y ni siquiera a sus hijos.

La otra persona que me mandó la información fue César Pizarro, un compañero de trabajo de mis años en The Miami Herald.

Pizarro me mandó la página web de la Embajada de los Estados Unidos en La Habana. Su contenido me dejó muy preocupado.

Si no lo hubiera visto con mis propios ojos no lo hubiera creído. Encontré en la página la lista de advertencias a los cubanoamericanos que viajen a la isla.

El documento dice claramente que la Embajada de Estados Unidos no puede ayudar a los cubanoamericanos nacidos en Cuba, y ni siquiera a los hijos de estos. Lo escrito es escalofriante.

“El gobierno de Cuba no reconoce la ciudadanía estadounidense de las personas nacidas en Cuba o cuyos padres son cubanos”, dice el documento de la embajada.

“Estas personas serán tratadas únicamente como ciudadanos cubanos y pueden estar sujetos a un rango de restricciones y obligaciones, incluyendo el servicio militar", señala.

“El gobierno de Cuba puede exigir que los ciudadanos estadounidenses a quienes considera como cubanos, entren y salgan de Cuba utilizando el pasaporte cubano (..). Se han dado casos de personas con doble ciudadanía (cubano-estadounidense) que han sido obligadas por el gobierno cubano a entregar sus pasaportes estadounidenses”, agrega el documento.

En el mismo también publican una serie de advertencias importantes a todos los cubanoamericanos que viajen a la isla:

“Las personas con doble ciudadanía cubano-estadounidense deben tomar precaución ante cualquier intento por parte de autoridades cubanas de hacerles firmar documentos de repatriación. El gobierno cubano ve la declaración de repatriación como una declaración legal por parte de la persona con doble ciudadanía que la misma tiene la intención establecerse en Cuba de forma permanente".

“En ocasiones el gobierno cubano ha retenido el pasaporte estadounidense de personas con doble ciudadanía para que firmen declaraciones de repatriación y les ha denegado el permiso de regresar a los Estados Unidos”.

Esto no quiere decir que Cuba hace esto en todos los casos. Simplemente es una advertencia de que el gobierno en la isla tiene la potestad para hacer estas cosas y que la Embajada de Estados Unidos no puede hacer nada por ellos.

Hay que decir que es obvio que Cuba no está aplicando estas leyes en estos momentos. Pero quien sabe que rayos pueden estar planeando los hermanos Castro.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG