Enlaces de accesibilidad

Pasan revista a las relaciones entre EEUU y Cuba


Las banderas de Estados Unidos y Cuba ondean en los balcones de un hotel hoy, sábado 18 de julio del 2015, en La Habana (Cuba).

Las asignaturas pendientes, según destaca Barraza, son temas de derechos humanos, reclamaciones de propiedades y el retorno de fugitivos.

El diario El Nuevo Día de Puerto Rico publicó este fin de semana una extensa entrevista con Lydia Barraza, portavoz del Departamento de Estado para América Latina, quien laborara por años en la ahora embajada de Estados Unidos en La Habana.

Y sobre las relaciones entre Cuba y EEUU se centró la entrevista. Al ser preguntado sobre el primer año de relaciones, la diplomática destacó Barraza que se ha podido “lograr muchos avances en cuanto a poder representar los intereses de los Estados Unidos”; destacando la cooperación en esferas como: medio ambiente, transporte, agricultura, salud, y la aplicación de la ley. Las visitas a la Isla del presidente Barack Obama, 5 Secretarios del gabinete, congresistas, gobernadores, y alcaldes es un ejemplo de la cooperación, dijo la funcionaria, quien recordó los “cientos de intercambios entre la sociedad civil, dueños de negocios, y comunidades religiosas”.

Haciendo un balance de lo negativo y positivo en las relaciones enfatiza que el llevar a cabo las conversaciones y negociaciones de una forma normal y continua es algo muy positivo para los dos países. Y destaca los acuerdos en comunicación y transporte, que permiten “crear vínculos permanentes entre nuestros pueblos” y se sigue “trabajando en desafíos pendientes en los asuntos en las que tenemos diferencias”.

Las asignaturas pendientes, según destaca Barraza, son temas de derechos humanos, reclamaciones de propiedades y el retorno de fugitivos. Y afirma que “este proceso de normalización en la relación bilateral, el gobierno de los Estados Unidos reconoce que es un proceso largo y complejo”. Sobre derechos humanos dijo que estos “siguen siendo prioridades de nuestra política hacia Cuba” y se continua “articulando este compromiso con el pueblo cubano en nuestras conversaciones con el gobierno, en privado tal como en público, cuando es necesario”. Y se planifica en breve otra conversación sobre derechos humanos.

En relación a las elecciones venideras en Estados Unidos y un nuevo inquilino en la Casa Blanca, la diplomática señala que “ya no hay marcha atrás. Estos son pasos necesarios para crear mayor oportunidades para el pueblo cubano y que están en el interés nacional de nuestro país también”.

Sobre el viaje de Obama a Cuba dice que tuvo la finalidad de “extender una mano de amistad al pueblo cubano” y “representó el compromiso de los Estados Unidos hacia el pueblo cubano”, dando la oportunidad a Obama de hablar directamente con los ciudadanos cubanos. Y eliminar el embargo ha sido una prioridad del presidente, dice Lydia Barraza, y así lo ha pedido el mandatario al congreso.

Sobre visitas del gobernante cubano Raúl Castro a EEUU o de Kerry a La Habana expresó que “es importante que los líderes se reúnan a conversar sobre temas de interés mutuo” por lo que se buscan oportunidades, pero por el momento se trabaja a “nivel de grupos de trabajo y de diálogo”, sin que exista un anuncio de visitas a alto nivel.

Sobre la evolución de las relaciones dijo que la diplomática que se puede aumentar la cooperación en áreas como: navegación marítima, agricultura, ampliar los intercambios culturales, educacionales, y profesionales.Reconoce que “hay temas que no se van resolver en un año, como las reclamaciones, y que va a ser un proceso largo”.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG