Enlaces de accesibilidad

Director de escuela de cine de San Antonio dice que fue forzado a renunciar


Rafael Rosal, ex director de la escuela de Cine de San Antonio de los Baños, La Habana.

“Fui acusado, calumniado y difamado de actos que no cometí y por los cuales mi familia continúa pagando el costo de ello, sin que haya habido un claro desmentido por parte de la Dirección actual de la EICTV”, ha dicho Rafael Rosal Paz.

El ex director de la Escuela Internacional de Cine, y Televisión (EICTV ) de San Antonio de los Baños, Rafael Rosal Paz, fue “forzado a renunciar”, según carta que el mismo divulgara en la redes sociales por medio del cineasta cubano Manuel Zayas el miércoles 4 de diciembre y dirigida al Consejo Superior de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano, (FNCL).

Rosal había sido implicado en irregularidades financieras en la institución educativa pero alega que fue acusado, calumniado y difamado por actos que no cometió y por los cuales su familia "continúa pagando el costo de ello, sin que haya habido un claro desmentido por parte de la Dirección actual de la EICTV”.

La carta circula justo cuando La Habana inaugura la edición 35 del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoaemericano, su evento más importante dedicado al séptimo arte, durante el cual las obras producidas en la escuela de San Antonio adquieren mayor notoriedad.

El director relata en su carta que una semana después de su arribo a La Habana: "me fue claro que la Casa de Protocolo era un centro de corrupción y fuga de recursos de todo tipo. Por tal motivo, ordené la remoción de los custodios y la encargada de la casa. Poco después, en noviembre de 2011, justo la noche previa a un viaje que debía realizar y contando con más de 5 mil dólares para compras para la escuela, ladrones profesionales sustrajeron el dinero, una laptop nueva y otros valores personales, mientras mi familia dormía en el segundo piso. Ni la Dirección Administrativa o la Académica estuvieron de acuerdo con abrir una investigación al interior de la escuela, cuando solo un puñado de personas tenía conocimiento de que ese dinero estaría en la casa por tan solo unas horas.

La escuela se había convertido en una extensa red de tráfico de contrataciones, adquisición de recursos sobrevaluados o de dudosa procedencia y reventa de cerveza. Era obvio que había que tomar acciones para parar esto y así lo indicó una auditoría externa en 2010. Sin embargo, la Dirección anterior no hizo nada al respecto y me heredó una bomba de tiempo, próxima a estallar. Recordemos el dicho popular cubano “tanto peca el que mata la vaca, como el que le sostiene la pata”.

En los dos años de mi gestión, se renovó todo el equipo de computación de la escuela, se renovaron los equipos de cámara y sonido, se equiparon las aulas con televisores plasma y equipo de sonido 5:1, se invirtió más de 30 mil dólares en una imprenta que no podía imprimir nada, se adquirió equipo de iluminación, se amplió en más de 200 metros cuadrados el almacén tecnológico, se reconstruyeron 12 apartamentos para talleristas, se construyó un aula, se equipó un aula para talleres de alta tecnología, se transparentaron los procesos de contratación de servicios y adquisición de equipos y recursos de todo tipo. Se desarrolló un intenso trabajo de acercamiento con el cuerpo diplomático y la prensa internacional".


Rosal, cineasta guatemalteco, ha revelado el nepotismo que reina en la escuela de cine fundada por Gabriel García Márquez: “La adquisición onerosa de una cámara ALEXA por la dirección anterior, fue como tener un Mercedes Benz sin motor de arranque, nos vimos obligados a invertir más de 40 mil dólares para ponerla operativa. En su momento se sugirió que era mejor la compra de tres cámaras RED ONE, lo que hubiera descongestionado la producción de las tesis. Se produjo la serie “Ser un ser humano” con un costo de US$135,000, (dólares) siendo el proyecto de la pareja sentimental de la exdirectora”, afirmó.

Por último Rosal pone en entredicho la categoría docente de la soñada escuela de cine del “Tercer mundo” al concluir: “¿Es posible una autonomía real? ¿Cuál será el propósito de la FNCL si el MINCULT tiene el control de la EICTV? ¿Sigue siendo Cuba el lugar para la Utopía del Ojo y la Oreja cuando las vanguardias políticas son tan cuestionadas? Mi frustrada intensión de convertir la EICTV en Institución Categoría II de la Convención 2005 sobre Cultura y Desarrollo de la UNESCO, apuntaba precisamente a garantizar esta autonomía y su perpetuidad institucional”, conluyó.
XS
SM
MD
LG