Enlaces de accesibilidad

EEUU comprometido con el respeto de la Ley de Ajuste Cubano


Estados Unidos expresa su compromiso con la Ley de Ajuste Cubano
please wait

No media source currently available

0:00 0:03:42 0:00

Estados Unidos expresa su compromiso con la Ley de Ajuste Cubano.

El tema de los cubanos que EEUU desea deportar a la isla estuvo presente en esta 28va. ronda de conversaciones migratorias.

Los representantes de las delegaciones de Estados Unidos y Cuba valoraron positivamente las conversaciones sobre asuntos migratorios entre ambos países.

Para la delegación de Estados Unidos el resultado fue "productivo" en el primer día de conversaciones con Cuba. El subsecretario adjunto para Latinoamérica del Departamento de Estado, Alex Lee, afirmó que "la naturaleza productiva y colaborativa de la discusión de hoy prueba que, pese a las claras diferencias que persisten entre nuestros países, Estados Unidos y Cuba pueden encontrar oportunidades para avanzar en nuestros intereses mutuamente compartidos".

Infórmate aquí: Todo lo que necesitas saber sobre los cambios en la política migratoria de Estados Unidos hacia Cuba.

Lee expresó igualmente que seguirán vigentes en Estados Unidos la Ley de Ajuste Cubano de 1996 y la política de pies secos/pies mojados, normas muy criticadas por La Habana, que afirma que estimulan la emigración ilegal desde la isla.

"Explicamos al Gobierno de Cuba que mi Gobierno está completamente comprometido con el respeto de la Ley de Ajuste Cubano y que se mantendrá la política de pies secos/pies mojados", dijo Lee a la prensa.

La Ley de Ajuste concede a los cubanos privilegios que no tiene ningún otro inmigrante en Estados Unidos, mientras que la política de "pies secos/pies mojados", aplicada en los últimos 20 años, permite a los cubanos ilegales que pisan territorio estadounidense quedarse legalmente en ese país, pero aquellos capturados en el mar son devueltos a la isla.

Alex Lee aseguró además que esa ley "seguirá guiando" la política migratoria de su país hacia la isla. Sin embargo, también resaltó el "clima de respeto" y el "espíritu constructivo" en el que se desarrollaron las conversaciones, en las que ambos países reiteraron su compromiso por lograr una migración "legal, segura y ordenada", propósito de los acuerdos para un diálogo migratorio que firmaron en 1994, tras el episodio de la "crisis de los balseros".

El funcionario estadounidense indicó que en la primera ronda de conversaciones se abordaron otros temas como los programas de reunificación familiar o el regreso de los "excluibles", cubanos residentes en Estados Unidos que el Gobierno de ese país quiere "retornar a la isla", fundamentalmente porque han infringido allí la ley. "Es obligación de todos los países aceptar a sus ciudadanos", dijo.

Declaraciones de Alex Lee en La Habana.
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:40 0:00

Este representante estadounidense también subrayó que el hecho de que las conversaciones hayan "sido productivas y en espíritu de colaboración" prueba que pese a las diferencias, existen oportunidades "para seguir trabajando en temas de interés mutuo".

Por su parte, Josefina Vidal, directora general para Estados Unidos del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba (Minrex), reconoció que la ronda de conversaciones transcurrió en un ambiente constructivo y de respeto y que ha habido progreso en varias áreas de los acuerdos, particularmente en el otorgamiento de visas por parte de Estados Unidos y en la evolución de la política migratoria cubana.

De igual manera elogió la mejoría en las comunicaciones entre los dos países para colaborar en la detención del tráfico humano y la inmigración ilegal y la creciente cooperación entre los Servicios de Guardacostas de los Estados Unidos y el de las Tropas Guarda Fronteras del Ministerio del Interior de Cuba.

La diplomática cubana insistió en que la Ley de Ajuste Cubano y la política de "pies secos/pies mojados" son el principal estímulo para la inmigración ilegal, el tráfico humano y las entradas irregulares a Estados Unidos de ciudadanos cubanos desde terceros países.

Vidal criticó que no están siendo devueltos a Cuba todos los cubanos interceptados en alta mar, contrariamente a lo que plantean los acuerdos.

Por último, rechazó que el Gobierno de Estados Unidos otorgue tratamiento preferencial al personal de la salud de Cuba que abandona las misiones en otros países, pues considera que no es consistente con el contexto de las relaciones actuales.

La secretaria de Estado adjunta para Asuntos del Hemisferio Occidental, Roberta Jacobson, participa junto al resto de su delegación en conversaciones con funcionarios cubanos con vistas a normalizar las relaciones y la apertura de embajadas en La Habana y Washington.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG