Enlaces de accesibilidad

Colombia: indígenas desalojan a guerrilleros


Un grupo de indígenas rodea a un guerrillero de las FARC en la vía que conduce de El Palo a Toribío.

Los indígenas se reúnen con el presidente Juan Manuel Santos y denuncian las muertes y daños materiales causados por las FARC a la población civil en el Cauca.

Indígenas colombianos encararon a un grupo de guerrilleros de las FARC cerca del pueblo de Toribío, en la zona del Cauca, y los expulsaron de sus tierras.

El hecho ocurrió a escasos kiómetros del casco urbano de la población, donde el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, encabezaba un consejo de ministros, en el que anunció que en su lucha contra las FARC el gobierno no va a desmilitarizar ni un centímetro del territorio nacional.

Los guerrilleros habían instalado un retén en una vía y se toparon con una comisión de indígenas, que los rodeó y los conminó a que se fueran del lugar.

"Con sus hostigamientos han hecho mucho daño a la población civil; sus tatucos (morteros artesanales) han dañado muchas viviendas. Por eso, nuestra exigencia es que abandonen esta zona", dijo James Yatacue, uno de los indígenas que presidió la comitiva.

Según el diario colombiano El Tiempo, Jatacue que lleva más de una década como líder indígena, ha recibido amenazas por su labor tanto de paramilitares como de la guerrilla.

Los indígenas habían descubierto antes del encuentro con los guerrilleros, a un par de kilómetros de allí, cohetes y explosivos abandonados en una quebrada junto a la carretera.

Los guerrilleros amenazaron con que no iban a abandonar el lugar pero campesinos e indígenas avanzaron hacia otro poblado cercano, El Tierrero, donde se había reportado la presencia de otro retén de las FARC, pero no encontraron nada.

A la reunión con el presidente Santos acudió una nutrida representación de indígenas, entre ellos el alcalde de Argelia, Elio Adrada, quien atravesó el departamento del Cauca para contarle al mandatario los crímenes cometidos por las FARC contra la población.

El alcalde mencionó entre otros, el caso de Yinner, un niño de 9 años que la víspera había muerto víctima del estallido de una motocicleta activada con una bomba por los guerrilleros y dejada al lado de un camino. Una niña que resultó entonces herida de gravedad también falleció después.
XS
SM
MD
LG