Enlaces de accesibilidad

Calamitosa defensiva al reanudar Serie Nacional de béisbol en Cuba


54 Serie Nacional de Béisbol.

La selección de Granma cometió siete errores en medio de su tercera derrota a manos de Matanzas.

Cuatro equipos barrieron a sus rivales de turno, durante tres programas, al reanudar el campeonato cubano de béisbol –antes hubo un receso por el fin de año– pero fue la defensiva "de manigua" lo que reforzó los peores augurios acerca del futuro de este deporte en la Isla.

Fue la selección de Granma, un elenco de la zona oriental, la marcada por la mayor cifra de pifias –siete– en medio de su tercera derrota a manos de Matanzas. Como guinda venenosa, un batazo inofensivo hacia el box, con corredor en tercera base, se escapó entre las piernas del pitcher: era el séptimo fallo de la tarde y dejó sobre el campo a los perdedores.

Otros que pasaron la escoba fueron Ciego de Ávila en perjuicio de Holguín, y Pinar del Río en su compromiso con la Isla de la Juventud: los triunfadores, como lo hizo Matanzas, actuaban como home club.

Solo Industriales barrió a los representantes de Artemisa en condición de visitador, y en adición a los siete de Granma en la fecha más reciente se registraron otros cuatro errores.

Será por esas cosas que un sobrino político de este redactor, veinteañero y recién emigrado de Pinar del Río a la Florida, se desentendió absolutamente del buen comienzo de los peloteros de la provincia más occidental –dirigidos por el ex estelar Alfonso Urquiola– y prefirió sintonizar en mi televisión el partido de fútbol entre el Atlético de Madrid y el Real Madrid. Según reportes desde Cuba, cada vez más jóvenes del país se inclinan allí por el seguimiento del balompié internacional, en el desmedro del béisbol.

DE NUEVO A LOS DIAMANTES

Vuelven hoy al terreno los peloteros cubanos, con la visita de Industriales a Pinar del Río, la Isla de la Juventud estará en Artemisa, Holguín se va a Matanzas y Granma a Ciego de Ávila.

Esos ocho equipos clasificaron al cabo de la primera etapa de esta LIV Serie Nacional –competencias instituidas cuando se instaló el actual Gobierno en La Habana– que incluyó 45 desafíos para cada conjunto.

Ahora se juega otro tramo de 42 programas, al cabo de los cuales los cuatro punteros en promedio de juegos ganados y perdidos disputarán los play off, en la batalla por un título que en la actualidad ostenta Pinar del Río.

XS
SM
MD
LG