Enlaces de accesibilidad

Rafael Correa: El asilo de Assange podría tomar más tiempo


El presidente ecuatoriano, Rafael Correa.

"Hay que ver si hay peligro de muerte para Julian Assange (...) Hay que analizar si ha tenido el debido proceso", dijo el presidente ecuatoriano

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, habló este jueves sobre la petición de asilo del fundador de Wikileaks Julián Assange y dijo que podría tomar más tiempo y que se basaría en "si los causales son verdaderos".

"Él ha hecho una exposición de motivos, vamos a verificarlos" en los plazos necesarios con "absoluta seriedad, absoluta responsabilidad", señaló el mandatario socialista en una entrevista con la agencia de Noticias AFP al margen de la cumbre de la ONU Río+20.

Sus declaraciones se producen mientras se esperaba que hoy Ecuador anunciara si otorgaba o no el asilo a Assange.

La decisión será adoptada "soberanamente por el gobierno ecuatoriano, pero eso no excluye primero que podamos tomarnos el tiempo que necesitemos para analizar la solicitud, buscar la información pertinente y hacer las consultas, pedir opiniones que nos parezcan convenientes", explicó Correa.

"Hay que ver si hay peligro de muerte para Julian Assange (...) Hay que analizar si ha tenido el debido proceso. Ecuador es un país que rechaza la persecución por motivos ideológicos. Hay que ver si existe algo de esto", señaló.

Entretanto, Assange continúa bajo protección diplomática en la embajada de Ecuador en Londres a la espera de una decisión sobre su solicitud de asilo.

El vicecanciller ecuatoriano, Marco Albuja, había dicho a una televisión australiana antes de las declaraciones de Correa que la decisión sobre la petición de Assange se haría pública este jueves.

El fundador de Wikileaks, de 40 años, se refugió el martes en la embajada ecuatoriana en el Reino Unido, donde solicitó asilo político para evitar una extradición a Suecia, país que lo requiere para interrogarlo por cuatro supuestos delitos de agresión sexual.

Desde su detención en Londres en diciembre de 2010, Assange agotó todos los recursos de los que disponía en el Reino Unido, cuya Corte Suprema autorizó la extradición a partir del 28 de junio.

Según el escrito de AFP, en este período Assange tiene todavía la oportunidad de presentar un recurso ante la Corte Europea de Derechos Humanos (CEDH) y pedirle que suspenda temporalmente el proceso.

El exhacker teme que el país escandinavo sea sólo una etapa antes de su entrega a Estados Unidos, donde la difusión por WikiLeaks de decenas de miles de documentos secretos sobre las guerras de Irak y 250 mil cables diplomáticos estadounidenses confidenciales provocó gran indignación, detalla AFP.

Por el momento Assange está protegido en el interior de la embajada, pero si decide salir del edificio la policía ya aclaró que puede ser detenido por haber violado las condiciones de su libertad condicional y en específico el toque de queda nocturno.

Por su parte, la embajadora de Ecuador en el Reino Unido, Ana Albán, se reunió el miércoles con representantes del gobierno británico y calificó las conversaciones de "cordiales y constructivas".

Según Albán, ella les comunicó que no era la intención de su Gobierno "interferir con los procesos de los gobiernos británico o sueco", y les señaló su disponibilidad para reunirse "en cualquier momento para que podamos encontrar una solución justa a esta situación".
XS
SM
MD
LG