Enlaces de accesibilidad

Malestar en comunidad judía argentina por pláticas con Irán


AMIA Memorial

Tanto la comunidad judía en Argentina como el Congreso Judío Mundial piden que los acusados comparezcan ante la justicia.

El Congreso Judío Mundial (CJM) afirmó este viernes que los iraníes acusados por la justicia argentina por el atentado en la mutual judía en 1994 en Buenos Aires deben ser llevados ante la justicia, tras una reunión de su presidente con el canciller argentino en Nueva York.

Un primer encuentro que sostuvieron el jueves los cancilleres Héctor Timerman de Argentina y Ali Akbar Salehi de Irán sobre el atentado de la AMIA que dejó 85 muertos y cientos de heridos, dominó la conversación entre el presidente del CJM, Ronald Lauder, y Timerman, indicó un comunicado.

El CJM "sigue apoyando a las víctimas. La justicia no puede retrasarse y las respuestas a los familiares y a la comunidad judía han tardado en llegar", dijo Lauder.

La justicia argentina reclama la extradición de ocho iraníes, entre ellos altos funcionarios y diplomáticos, por el peor ataque en la historia argentina, un atentado con explosivos que en julio de 1994 demolió la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) en Buenos Aires.

Irán, que se ha mostrado dispuesto a dialogar y a esclarecer el episodio, niega no obstante su involucramiento en los hechos. La reunión de los cancilleres el jueves al margen de la Asamblea General de la ONU sirvió para lanzar un diálogo entre ambos países para buscar una solución al caso, que continuará en octubre en la sede de Naciones Unidas en Ginebra (Suiza).

Los iraníes requeridos por la justicia argentina, entre ellos el actual ministro de Defensa, Ahmad Vahidi, el expresidente Akbar Hashemi Rafsanjani y el excanciller Alí Akbar Velayati, "deben ser llevados ante la justicia", estimó el CJM en el comunicado.

En Argentina, el presidente de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), Guillermo Borger, cuestionó severamente el diálogo del gobierno argentino con Irán y afirmó que el acercamiento "es improbable y absolutamente desconfiable", según informa el diario La Nación.

"No podemos creer que sea confiable esta propuesta de acercamiento. Irán es un país teocrático y negacionista'', dijo Borger, quien ratificó el reclamo por el esclarecimiento del atentado contra la mutual judía, que dejó 85 víctimas. "Si ellos están seguros de su inocencia, ¿qué mejor que presentarse ante nuestra justicia?'', se preguntó Borger, molesto por la reunión de los cancilleres Héctor Timerman y Alí Akbar Salehi.
XS
SM
MD
LG