Enlaces de accesibilidad

Cuba: futuro incierto y reformas en dudas


La conferencia sobre Cuba celebrada el pasado jueves en el recinto Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico.

Si el gobierno no se decide a tomar “al toro por los cuernos”, esa indecisión de hoy “le pasará la cuenta en el futuro próximo a la sociedad cubana".

La incertidumbre sobre el futuro y las dudas sobre la eficacia de las medidas económicas que ha puesto en marcha el gobierno de Raúl Castro, fueron el denominador común de la conferencia sobre Cuba celebrada el pasado jueves en el recinto Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico.

“Este programa es insuficiente para enfrentar los retos a los que el país tiene que enfrentarse ahora y en el futuro”, afirmó Gerardo González, profesor de Economía y Finanzas de la Universidad Metropolina de Puerto Rico. “Las dificultades económicas que Cuba está enfrentando son de carácter estructural y tienen que ver con el agotamiento del sistema que comenzó en los años noventa”.

González, fue uno de los cuatro panelistas que presentaron sus ponencias en la conferencia, auspiciada por el Instituto de Estudios del Caribe de la Universidad de Puerto Rico, donde expertos sobre el tema cubano, abordaron un abanico de temas que incluyeron desde el relevo político en Cuba hasta la agenda de cubana actual en la política de Estados Unidos.

La situación económica actual es muy difícil, comentó González, quien considera que si el gobierno no se decide a tomar “al toro por los cuernos”, esa indecisión de hoy “le pasará la cuenta en el futuro próximo a la sociedad cubana, más allá de la ideología.

El abogado, Alejandro Torres Rivera, del Movimiento Independentista Nacional Hostosiano, se refirió a los cambios que han tenido lugar en la dirigencia política cubana al abordar el tema sobre “El Partido Comunista cubano y el relevo en los cuadros de dirección”, una conferencia en la que señaló la urgencia de cambiar los esquemas ideológicos que caracerizaron hasta ahora el socialismo cubano.

“Con ideales del siglo XX no se puede construir el socialismo del siglo XXI”, subrayó Torres al referirse a los procesos de integración regional de los que Cuba participa. “Manteniendo el modelo actual que se estableció desde 1959, no tendría realmente una oportunidad para compartir entre iguales con sus socios dentro del ALBA”, agregó.

Torres subrayó que en los próximos años, junto a la desaparición “del liderato histórico de la revolución cubana”, se desarrollará también un modelo nuevo de sociedad en la isla.

“En la próxima decáda, tanto por razones de actualización del modelo politico, como por razones estrictamente generacionales el relevo en los cuadro politicos del Partido y el Estado tendrá que imponerse”, subrayó.

Dentro del actual contexto de transformaciones y cambios en desarrollo, el profesor Javier Figueroa de Cárdenas, del Departamento de Historia de la Universidad de Puerto Rico, abordó las complejas relaciones de la Iglesia Católica en Cuba con el proceso revolucionario, en una apretada síntesis que señaló los altibajos en esa interrelación, a lo largo de medio siglo hasta, el papel de interlocutora que la Iglesia ha estado ejerciendo en los dos últimos años.

“Esa es una transformación alentada sin lugar a dudas desde el Vaticano, es política del Vaticano y por lo tanto va más allá del rol personal del cardenal Jaime Ortega”, dijo Figueroa.
XS
SM
MD
LG