Enlaces de accesibilidad

Cuba abre interrogación sobre Cumbres futuras


Obama junto a otros líderes regionales que participaron en la Cumbre.

“Lo que va a pasar es que o no hay más cumbres o hay cumbre con Cuba. Pero seguir postergando el problema de Cuba es imposible",

La VI Cumbre de Las Américas concluyó el domingo en la ciudad colombiana de Cartagena de Indias sin una declaración final, por falta de consenso sobre el reclamo argentino de las Malvinas y la inclusión de Cuba en futuras citas regionales.

Frente a las presiones del resto de los países del hemisferio, Canadá y Estados Unidos mantuvieron su oposición a que el régimen castrista participe en estos encuentros hasta que en la isla no exista un sistema democrático, pluripartidista y de respeto a los derechos humanos.

"Cuba no ha hecho la transición a la democracia, no respeta aún los derechos humanos. Tenemos la esperanza de que una transición se dé", dijo el presidente Barack Obama, durante una rueda de prensa al concluir el evento.

Obama añadió que como se lo indicó al presidente colombiano Juan Manuel Santos y a otros líderes sentados alrededor de la mesa de debates de la cumbre, “quizás habrá una oportunidad en los próximos años de admitir plenamente a Cuba en estos foros en la medida que Cuba empiece a considerar el camino que debe recorrer para ofrecerle a su pueblo libertad y prosperidad".

Los países aliados de La Habana, como Venezuela, Bolivia, Nicaragua y Ecuador ya han anunciado que no asistirán a la próxima cita, prevista para 2015 en Panamá, si Cuba queda excluida.

Aunque el presidente Santos ha rechazado que la Cumbre haya sido un fracaso porque no hubo declaración final, algunos expertos consultados por la prensa internacional expresaron serias dudas sobre el futuro de estos encuentros.

“Lo que va a pasar es que o no hay más cumbres o hay cumbre con Cuba. Pero
seguir postergando el problema de Cuba es imposible", dijo a Prensa Asociada la politóloga colombiana Laura Gil.

Para Vicente Torrijos, profesor de Ciencias Políticas de la Universidad del Rosario, en Bogotá, esta cumbre ha sido "el mayor fiasco diplomático en la historia de política internacional colombiana”.

“Colombia organizó estupendamente la cumbre cosméticamente, gastronómicamente; demostró una alta capacidad de organización, lo cual puede ser benéfico para el turismo, pero nunca pudo desarrollar una diplomacia estratégica", dijo Torrijos a la AP.

Santos reconoció que no hubo declaración por la falta de consenso sobre los temas de Cuba y las Malvinas, pero subrayó que a diferencia de citas anteriores donde se elaboraban unas declaraciones a nivel ténico, venían los presidentes, les daban su visto bueno y se iban para su casa... “aquí se discutió todo. Eso es un inmenso avance".

El tema de Cuba, dijo Santos "era un tema de esos álgidos donde nadie iba a
pensar que de esta cumbre iba a salir una decisión, pero sí hubo una discusión por primera vez… "tiene un peso político importante, eso no se había visto antes. Eso debe iniciar una serie de acercamientos, de puentes que nos permita, ojalá, dentro de tres años tener a Cuba en la próxima cumbre", agregó el mandatario colombiano.

Donde no hay dudas de que Santos salió victorioso fue en los resultados de su reunión bilateral con Obama: logró ponerle fecha al Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos que entrará en vigor el 15 de mayo y la confianza estadounidense sobre Colombia quedó establecida con la decision de ampliar la vigencia de la visa para los combianos a diez años y no cinco como hasta ahora.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG