Enlaces de accesibilidad

Cubanos continúan llegando a frontera mexicana con EE.UU para pedir asilo político


Migrantes cubanos arriban a El Paso, Texas, tras cruzar la frontera de México con EEUU. (Captura de imagen/KFOX14) Archivo

"Estuve preso en Panamá y también nueve días en Nicaragua”, aseguró Jorge Zulueta. ”En el camino hay muchos cubanos con niños y mujeres embarazadas, atravesando la selva”, agregó.

Autoridades migratorias mexicanas, desalojaron esta semana al menos a dos docenas de cubanos que se habían instalado en la entrada del Puente Viejo, en la ciudad de Matamoros, Estado de Tamaulipas mientras esperan cruzar la frontera con Estados Unidos para pedir asilo político.

Los cubanos están instalados ahora en Casa del Migrante, una institución que auspicia la Iglesia Católica donde “almuerzan, comen y cenan”, dijo una voluntaria de la instalación que se identificó como Mary Concepción.

“Hay como unos 30 cubanos en la casa en este momento que llegaron del Puente”, afirmó Concepción.

El lunes el diario Expreso de Matamoros informó que las autoridades mexicanas de Migración y de Capufe, en coordinación con sus homólogos de Estados Unidos, ya no están permitiendo que lleguen hasta el cruce internacional Puerta México, más migrantes extranjeros.

Por ello, ahora las personas que buscan asilo en el vecino país del norte, en su mayoría cubanos, se están trasladando al cruce Brownsville & Matamoros Bridge o Puente Viejo, en donde acampan, incluso, antes de llegar a la línea divisoria, añadió la información.

Jorge Alexis Zulueta Sosa, de 43 años, vecino del barrio O'Bourke de Cienfuegos, habló con la reportera de Radio Martí, Yolanda Huerga, a quien le brindó detalles de la situación en el lugar.

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:33 0:00

“Cuando llegamos a Matamoros, nos inscribimos en Inmigración de México, nos dan un número y después nos pasan a recoger en este lugar para cruzar el puente y presentarnos a Inmigración de Estados Unidos para pasar la entrevista”, explicó Zulueta, quien dejó en Cuba a su esposa, hija y a sus padres. “Hoy día se llevaron a diez”, indicó.

Zulueta dijo que salió de Cuba hacia Guyana y desde ese país hizo el recorrido unas veces a pie y otras en transporte, por caminos y carreteras, hasta Matamoros a través de los países fronterizos de la región.

“Estuve preso en Panamá y también nueve días en Nicaragua”, aseguró.”En el camino hay muchos cubanos con niños y mujeres embarazadas, atravesando la selva”, agregó.

Zulueta dijo que en México recibió ayuda de la Fundación Cuba Libre, que dirige María Fundora, “y de la compañera Rita, que ellos ayudan a los cubanos a conseguir el salvoconducto gratis en México”.

La Fundación Cuba Libre, tiene una página web donde asegura que la organización “se creó después de la eliminación de la Orden Ejecutiva Pie Mojado/Pie Seco. Después de la eliminación de la orden, no existían disposiciones para proteger los derechos humanos de los que estaban varados en América Latina, Centroamérica y México.”

Zulueta dijo que espera conseguir asilo político en Estados Unidos porque “vivimos un país con una dictadura. En Cuba no hay derechos humanos ni libertad”.

Los cubanos que no obtienen asilo político quedan pendientes de deportación, a la isla, una lista en la que se registran varios miles de personas.

(Con la colaboración de Yolanda Huerga, reportera Radio Martí)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG