Enlaces de accesibilidad

América Latina

La oposición venezolana cercana a Guaidó cierra la puerta a pactos con “alacranes”

Un partidario de la oposición sostiene una tela con los colores de la bandera venezolana antes de un mitin con el líder opositor Juan Guaidó en Caracas, 11 de enero de 2020. Foto: AP /Matias Delacroix.
Un partidario de la oposición sostiene una tela con los colores de la bandera venezolana antes de un mitin con el líder opositor Juan Guaidó en Caracas, 11 de enero de 2020. Foto: AP /Matias Delacroix.

Dirigentes de la variopinta plataforma unitaria explicaron a la Voz de América que no ven con buenos ojos la idea de aliarse con dirigentes acusados de recibir pagos del oficialismo, solo para sumar votos contra el antichavismo.

MARACAIBO, VENEZUELA. — Dirigentes de la oposición venezolana coinciden en la urgencia de recomponer su unidad para lograr un cambio político en el país, pero muchos de ellos se resisten a la idea de negociar con líderes que se separaron de su coalición en los últimos dos años, a quienes llaman “alacranes”.

Un sector de la oposición, incluidos varios partidos que apoyan al llamado gobierno interino de Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela desde enero de 2019 por al menos 50 países, participó con un desempeño relativo en las elecciones regionales del domingo pasado.

Si bien el oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela ganó 19 de 23 gobernaciones y al menos 205 de las 335 alcaldías del país, las fuerzas críticas del gobierno de Nicolás Maduro sumaron más votos que el chavismo y triunfaron en 117 cargos municipales, su mejor cometido a la fecha.

Nadie me va a venir a decir que hay que perdonar a los ‘alacranes’
Delsa Solórzano, Encuentro Ciudadano

El oficialista Gran Polo Patriótico obtuvo 46% de los votos nacionales el 21 de noviembre, mientras que tarjetas opositoras capitalizaron 54,3% de las papeletas de esos comicios, según detalló Henrique Capriles Radonski, excandidato presidencial en 2012 y 2013, del partido Primero Justicia.

“El país no es madurista, ni está pintado de rojo”, opinó ante la prensa. El punto clave es que esos votos contra Maduro se dividieron en tres bloques: la Mesa de la Unidad Democrática, cercana a Guaidó; la Alianza Democrática, de quienes disienten de las estrategias del llamado presidente interino y que tomaron judicialmente el control de cinco partidos opositores; y los independientes.

La fragmentación de varias candidaturas para un mismo cargo impidió que la oposición ganara entre 10 y 14 gobernaciones, según analistas y políticos.

Guaidó, luego de los comicios, llamó a una nueva fase de “reunificación” de los factores que adversan a Maduro para continuar su lucha política. Capriles Radonski, por su parte, consideró que “nadie es dueño de la oposición” y urgió a iniciar “un proceso de exploración” para unificar el liderazgo antichavista.

La ruptura entre quienes apoyan a Guaidó y quienes no lo hacen se evidenció en enero de 2020, cuando un grupo de diputados opositores se asociaron con legisladores chavistas para nombrar como presidente del Parlamento a Luis Parra, un parlamentario expulsado del partido opositor Primero Justicia.

Una investigación realizada por la bancada leal a Guaidó concluyó que el gobierno de Maduro sobornó con millones de dólares a al menos 27 parlamentarios para que traicionaran a su coalición democrática.

Parte de esos políticos conforman la hoy llamada Alianza Democrática, donde hacen parte 25 movimientos -cinco de ellos intervenidos por sentencias judiciales- que abogan por las negociaciones con Maduro, la participación en elecciones y critican a la oposición tradicional. Esa coalición ganó una de tres gobernaciones adjudicadas a la oposición, Nueva Esparta, y 38 alcaldías.

Puerta cerrada

La propuesta de reunificar a la oposición para sumar votos de cara a eventuales procesos nacionales, como unas residenciales, supone el eventual escenario de reconciliación entre quienes se han acusado mutuamente de corrupción -Guaidó llama “alacranes” a los integrantes de esa disidencia, mientras estos lo critican por apropiarse del manejo de activos venezolanos en el extranjero-.

Prefiero pensar en una estrategia para captar a quienes siguieron a los ‘alacranes’ por error, por desinformación o por confusión
Juan Pablo Guanipa, Primero Justicia.

Guaidó se refirió a esos disidentes en una entrevista con el diario español El País publicada este lunes. Consultado sobre la idea de Capriles Radonski de aglutinar todas las fuerzas no chavistas, el líder político respondió: “alguien cooptado por la dictadura, sobornado, no puede ser considerado de la oposición”.

La plataforma unitaria opositora está compuesta por una treintena de partidos con distintas ideologías y militancias. Analistas y movimientos advierten que está liderada por cuatro organizaciones políticas conocidas como el G4: Primero Justicia, Voluntad Popular, Acción Democrática y Un Nuevo Tiempo.

Delsa Solórzano, diputada y abogada del partido Encuentro Ciudadano, asume una posición tajante sobre un posible trato con los disidentes, por su parte.

“Para mí, hay una sola oposición. Opositor no es aquel que recibió maletines de dinero a cambio de entregar la Asamblea Nacional. No puede pretender que una persona es alacrán hoy y mañana no. ¿Los que se robaron las tarjetas de los partidos esos sí son opositores? No, son chavistas”, asevera a la VOA.

Considera que la Alianza Democrática es parte de “una oposición a la medida del régimen” de Maduro e ironizó preguntándose si debía ser “más o menos flexible con los alacranes dependiendo del tamaño del maletín que tomaron”.

Solórzano, una de las voces opositoras femeninas más notorias del país, afirma que está de acuerdo con “recomponer las fuerzas democráticas” con pluralidad. A su juicio, la unidad antichavista “es más que el G4”, en abierta referencia al grupo de cuatro partidos de mayor influencia en la oposición.

“Nadie me va a venir a decir que hay que perdonar a los ‘alacranes’. ‘Bueno, lo que te robaste no importa tanto’”, apunta, pidiendo “coherencia” política.

Juan Pablo Guanipa, dirigente nacional de Primero Justicia y la segunda figura más importante de la última directiva parlamentaria, luego de Guaidó, valora que no hay terreno para acercamientos ni negociaciones con ese grupo.

“Esa es una discusión que viene. Yo no comparto esa posibilidad. Prefiero pensar en una estrategia para captar a quienes siguieron a los ‘alacranes’ por error, por desinformación o por confusión, comprender y conquistar a sus electores”, comenta el dirigente opositor a la Voz de América.

Carlos Berrizbeitia, diputado electo en 2015, del partido Proyecto Venezuela, advierte que es necesario definir el propósito de esa eventual unidad. “La unidad no se decreta, tiene que ser de principios y valores, que no se ha logrado ni en el mal llamado G4, ni en los ‘alacranes’, ni en fuerzas emergentes”, asegura a la VOA. A su entender, Maduro ganó dividiendo aún más a la oposición.

Berrizbeitia opina que un reencuentro será difícil “mientras no haya valores y principios reales” entre los movimientos que pretenden aglutinarse.

Se pregunta, por ejemplo, si los disidentes de la MUD reconocen a Maduro como presidente, si apuestan por esperar hasta 2024 para unas presidenciales y si consideran que ya hay suficientes condiciones electorales para ir a votar.

“Si nosotros no retomamos lo que quiere el país, una reinstitucionalización del país basada en el respeto, retomando los principios democráticos, lo veo muy difícil (unir a la MUD con la Alianza Democrática”, indica.

La Voz de América intentó reiterada e infructuosamente consultar a voceros nacionales de Voluntad Popular, el partido donde militaba Guaidó, sobre la posibilidad de alianzas con esa fracción disidente de la oposición.

La unidad no se decreta, tiene que ser de principios y valores”
Carlos Berrizbeitia, Proyecto Venezuela

Freddy Guevara, de esa organización política y delegado opositor en la mesa de negociaciones de Ciudad de México, cerró de plano la puerta a esa iniciativa.

“Lo digo muy claro: no cuenten conmigo, y estoy seguro que tampoco que con VP, para plantear una unidad con los financiados por Saab (empresario colombiano acusado de corrupción en Estados Unidos) y secuestradores de partidos”, escribió el dirigente político en su cuenta oficial de Twitter.

La VOA conoció a través de fuentes extraoficiales que otros partidos opositores han iniciado discusiones internas en cuanto a si debe promoverse un acercamiento con la Alianza Democrática.

"No todo el mundo es alacrán"

Quienes apostaron por la abstención en las elecciones regionales cierran la puerta a un entendimiento con la Alianza Democrática, aunque sin nombrarla. Incluso, hay movimientos que piden una renovación de la dirigencia del G4.

El partido Vente, coordinado por María Corina Machado, hizo votos días luego de las votaciones por la selección de un nuevo liderazgo opositor “que no se entregue, doblegue y traicione”, en explícita mención a los partidos del G4.

Machado, en un mensaje publicado en su cuenta oficial de Twitter, fustigó a quienes estaban “felices con esas migajas de plata o de fama efímera que recibieron a cambio de una gran decepción” en las votaciones regionales.

Andrés Velásquez, de La Causa R, habló por su parte de un “nuevo ciclo de lucha” donde no haya “cohabitadores ni vendidos” en la oposición.

Stalin González, del partido Un Nuevo Tiempo, opinó en una entrevista radial que es “un error” calificar de ‘alacranes’ a todos los disidentes opositores. “Toda la disidencia que está allí se alimenta de un plan del gobierno y de lo que picó el alacrán, pero también se nutre de nuestro sectarismo, de los que no le dimos espacios, y los que en la MUD no consiguieron una oportunidad”, expresó.

Capriles Radonski, cuyo partido sí participó en las votaciones del domingo, recomendó “revisar estado por estado” a los integrantes de la Alianza Democrática para determinar si tienen cabida en la plataforma unitaria.

“No todo el mundo es ‘alacrán’ ni puedes descalificar a todo aquel que disienta (…) y, ¡ojo!, sí hay alacranes”, indicó ante la prensa la semana pasada.

Vea todas las noticias de hoy

Fiscal pide elevar pena contra Fernández de Kirchner a 12 años de cárcel por corrupción

Fernández de Kirchner niega los cargos en su contra y aduce que es una perseguida de sectores judiciales confabulados con intereses políticos.
Fernández de Kirchner niega los cargos en su contra y aduce que es una perseguida de sectores judiciales confabulados con intereses políticos.

Un fiscal solicitó aumentar de seis a 12 años de prisión la condena que la expresidenta y exvicepresidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, recibió en 2022 por corrupción en la obra pública, en una primera audiencia el lunes ante una corte de apelación.

Fernández de Kirchnerfue condenada a seis años de prisión e inhabilitada de por vida por el delito de administración fraudulenta —defraudación al Estado— por unos 1.000 millones de dólares al adjudicar de forma irregular durante sus dos mandatos consecutivos (2007-2015) al menos 51 obras a Lázaro Báez, un empresario allegado.

El mismo tribunal absolvió a la dirigente peronista por el delito de asociación ilícita, por el que la fiscalía había solicitado 12 años de prisión.

“La escala penal resultante es ínfima para la gravedad de los hechos”, sostuvo el fiscal Mario Villar en referencia a la condena de seis años contra Fernández de Kirchner, durante la primera audiencia ante la Cámara Federal de Casación Penal –máximo tribunal penal del país— que lleva el trámite de apelación.

“Incentiva a los funcionarios a cometer delitos”, cuestionó el funcionario.

El tribunal puede confirmar, reducir, aumentar e incluso desestimar la condena que pesa contra la también exvicepresidenta entre 2019-2013. No obstante, la última palabra la tendrá la Corte Suprema.

La política de centro-izquierda enfrenta varias causas judiciales en su contra, desde lavado de dinero hasta encubrimiento de los supuestos responsables de un atentado terrorista.

Para el fiscal, “la asociación ilícita está comprobada” en el caso contra la exmandataria. Indicó que durante su presidencia “se constituyó un esquema de corrupción para-institucional a través de mecanismo de manipulación de la obra pública”, de la que fueron partícipes los entonces funcionarios del área del Ministerio de Infraestructura —encargado de la obra pública— y el empresario Báez, amigo de la familia Kirchner.

En el cierre de su exposición, Villar solicitó condenar a Fernández de Kirchner “en calidad de jefa de la asociación ilícita” a 12 años de prisión.

Fernández de Kirchner, que mientras dure el proceso seguirá en libertad, niega los cargos en su contra y aduce que es una perseguida de sectores judiciales confabulados con intereses políticos y económicos para socavar su popularidad y apartarla de la escena política.

Diálogo entre Colombia y ELN en riesgo de congelarse por reclamos de la guerrilla

La representante del gobierno colombiano Vera Grabe, izquierda, y el comandanteELN), Pablo Beltrán, intercambian su acuerdo de extensión del alto el fuego firmado en La Habana, Cuba, el martes 6 de febrero de 2024. (Foto AP/Ramón Espinosa)
La representante del gobierno colombiano Vera Grabe, izquierda, y el comandanteELN), Pablo Beltrán, intercambian su acuerdo de extensión del alto el fuego firmado en La Habana, Cuba, el martes 6 de febrero de 2024. (Foto AP/Ramón Espinosa)

Según la guerrilla el gobierno colombiano dispuso un diálogo regional en Nariño, un departamento fronterizo con Ecuador, en el que ha "desconocido" a la delegación del ELN.

Las negociaciones de paz entre el gobierno colombiano y la guerrilla Ejército de Liberación Nacional (ELN) están en riesgo de congelarse luego de que el grupo armado llamó a consultas a su delegación por un entredicho del que culpó al gobierno.

La delegación del gobierno señaló en un comunicado difundido la madrugada del miércoles que la decisión del ELN es unilateral y de su "entera responsabilidad" y que genera "crisis innecesarias que prolongan la confrontación armada".

Aunque la guerrilla advirtió que la mesa de diálogo podría congelarse, el gobierno mantuvo su disposición de avanzar en el proceso, por lo que aún no está claro si se trata de una suspensión o un traspié superable.

Para Elizabeth Dickinson, analista senior para Colombia del International Crisis Group, el anuncio del ELN indica que irán a consultas internas para tomar una decisión sobre cómo proceder.

"Es un recordatorio de que todavía estamos en una etapa muy frágil en el proceso, porque aunque han habido avances puede entrar en crisis en cualquier momento, entonces no podemos tomar por sentado que la mesa va a continuar, va a requerir un trabajo continuo por ambas partes", señaló Dickinson a The Associated Press.

Uno de los principales pilares de la negociación es la participación de la sociedad civil durante encuentros en todo el país. Según el ELN el gobierno dispuso un diálogo regional en Nariño, un departamento fronterizo con Ecuador, en el que ha "desconocido" a la delegación del ELN.

El gobierno respondió que se trata de iniciativas que lideran mandatarios locales para proteger a la población y "realizar transformaciones sociales" y no lo consideró un incumplimiento de su parte.

El gobernador de Nariño, Luis Alfonso Escobar, ha dicho a medios locales en los últimos días que en su departamento iniciarán diálogos de paz en marzo y que incluirían al ELN, pero también en un futuro a otros grupos armados que operan en la región.

El proceso con el ELN es el más avanzado dentro de la política de "paz total" que impulsa el gobierno del izquierdista Gustavo Petro para entablar diálogos simultáneos con grupos armados y bandas criminales.

Entre los avances más notables, el ELN suspendió los secuestros extorsivos en el marco de un cese al fuego de seis meses.

La suspensión de los secuestros se dio como parte de la superación de la más reciente crisis de los diálogos con el ELN, luego de que la guerrilla secuestrara a los padres de un futbolista, una acción que generó cuestionamientos sobre su voluntad de paz.

El ELN, fundado en 1964 e inspirado en la revolución cubana, ha intentado diálogos con el Estado cinco veces sin éxito.

Una eventual suspensión de los diálogos podría truncar el avance del proceso. Durante el gobierno del conservador Iván Duque (2018-2022) fueron suspendidas las negociaciones luego de que murieran 22 policías en un ataque con explosivos.

Al llegar al poder en agosto de 2022 Petro retomó la mesa de negociación con la guerrilla que ha contado con el apoyo de Venezuela, México, Cuba, Noruega, Chile y Brasil como países garantes.

Oposición venezolana denuncia escalada de la represión; negocia fecha de las presidenciales con gobierno de Maduro

Gerardo Blyde, representante de la plataforma unitaria de oposición en los diálogos con el gobierno, en una conferencia de prensa en Caracas. (AP/Ariana Cubillos)
Gerardo Blyde, representante de la plataforma unitaria de oposición en los diálogos con el gobierno, en una conferencia de prensa en Caracas. (AP/Ariana Cubillos)

La oposición venezolana llamó al gobierno a facilitar las realización de unas elecciones transparentes en el país y denunció una “escalada de la represión” en un nuevo diálogo con el gobierno de Nicolás Maduro para discutir la fecha de los comicios presidenciales.

El representante de la oposición, Gerardo Blyde, dijo en conferencia de prensa tras las conversaciones de este lunes que ambas partes se han obligado a mantener un clima de paz para que puedan realizarse unas elecciones limpias y transparentes en el país.

"Todo el escalamiento de la represión, que ha venido aumentando, no contribuye en nada a esa paz, y a esa obligación que las partes nos hemos dado dentro del acuerdo de Barbados", subrayó Blyde.

El coordinador de la delegación opositora habría hecho alusión, según un reporte de Associated Press, a la acusación de conspiración para presuntamente desestabilizar el país contra la activista de derechos humanos Rocío San Miguel, detenida el 9 de febrero.

El líder opositor dijo que lo que necesita el país es "certeza", y que "no existe ninguna necesidad de estar abriendo a supuestas consultas al mundo entero y a todos los sectores". La certeza en una "seguridad jurídica", que traiga "paz electoral", que trace "un camino y una ruta", y no en "el capricho de quien domine el poder" para determinar que el proceso electoral ocurra "cuando más le convenga".

A finales de 2023, durante las conversaciones en Barbados, las partes acordaron fijar una fecha para las elecciones en el segundo semestre de 2024, pero Maduro ordenó el inicio del proceso de consulta paralelo semanas atrás, destaca un reporte de la agencia de noticias Blomberg.

Mientras, Jorge Rodríguez, el jefe de la delegación del gobierno de Maduro, señaló que la Plataforma Unitaria Democrática de la oposición presentó "un documento muy similar a los que han presentado los otros partidos políticos y los otros factores económicos y sociales del país".

Rodríguez añadió que se trató de un "documento típico" donde se habla de las condiciones generales de las elecciones, no entraron en detalle. Sobre todos se habló de la actualización del registro electoral, de las jornadas del registro electoral, de las garantías electorales, de la observación electoral y de una fecha electoral que será incorporada a todas las otras propuestas que tenemos".

Blyde, por su parte, dijo a los periodistas que los partidos opositores mantienen su participación en el proceso electoral y exigió que se permita la inclusión de todos sus candidatos.

El gobierno de Maduro podría estar dispuesto a hacer algunas concesiones a la oposición para evitar las sanciones económicas de Estados Unidos y la Unión Europea.

A finales de enero, el gobierno estadounidense anunció que revisaría el Acuerdo de Barbados con Venezuela, tras la ratificación de la inhabilitación para ejercer cargos públicos de la candidata presidencial opositora María Corina Machado y del excandidato presidencial Henrique Capriles por parte del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela.

Zelensky agradece a Guatemala por el apoyo a Ucrania (VIDEO)

El presidente de Volodomir Zelensky Ucrania y el presidente de Guatemala, Bernardo Arévalo, en la Conferencia de Seguridad de Munich, Alemania, el 17 de febrero de 2024. Servicio de prensa presidencial de Ucrania/ vía REUTERS
El presidente de Volodomir Zelensky Ucrania y el presidente de Guatemala, Bernardo Arévalo, en la Conferencia de Seguridad de Munich, Alemania, el 17 de febrero de 2024. Servicio de prensa presidencial de Ucrania/ vía REUTERS

El presidente de Ucrania, Volodomir Zelensky, se reunió este sábado con su homólogo guatemalteco Bernardo Arévalo, en el marco de la Conferencia de Seguridad en Múnich, Alemania, a la que asisten decenas de mandatarios, políticos y estadistas de todo el mundo.

Un parte de prensa de la oficina de Zelensky, asegura que el gobernante ucraniano expresó su gratitud por el encuentro y por el inquebrantable apoyo de Guatemala desde el inicio mismo de la invasión rusa a su país en febrero del 2022.

“Estamos agradecidos a su país y sociedad por el apoyo a Ucrania, nuestra soberanía e integridad territorial. Es importante para nosotros tener una fuerte relación bilateral con Guatemala”, declaró el ucraniano.

Arévalo fue invitado por Zelensky a participar en la inauguración de la Cumbre de Paz Global, pues para Ucrania, destacó Zelensky, es importante “que la representación de los países del mundo en esta importante cumbre sea lo más amplia posible”.

Le informó sobre la manera que está laborando el corredor de cereales en el Mar Negro, a pesar de la negativa rusa de que sea viable.

Ambos mandatarios discutieron la posibilidad de crear centros de almacenamiento de cereales en diferentes regiones del mundo para garantizar la exportación, evitar una crisis alimentaria y garantizar la seguridad del grano a nivel mundial.

Al inicio del encuentro, el presidente de Guatemala dijo que era un honor reunirse con el presidente de Ucrania y le deseó lo mejor al pueblo ucraniano.

Este mismo sábado las autoridades de Guatemala divulgaron informes sobre una reunión de Arévalo con el Secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Alejandro Mayorkas.

El encuentro fue, según un Twitter del gobierno un "productivo intercambio para fortalecer la colaboración en temas de seguridad y estrechar lazos entre ambas naciones".

Arévalo también anunció que la reunión sirvió para "fortalecer los lazos de colaboración en desarrollo económico, gestión migratoria y combate al crimen".

En julio del 2022, el entonces presidente de Guatemala, Alejandro Giammattei, visitó Ucrania y se solidarizó con Zelensky y dijo sentirse consternado por el dolor y la devastación que vio en el país europeo.

Colombia decreta emergencia carcelaria por homicidios contra guardias de prisiones

Investigadores forenses esperan junto a bolsas para cadáveres tras un incendio mortal en la prisión en Tuluá, Colombia, 28/ 06/2022.
Investigadores forenses esperan junto a bolsas para cadáveres tras un incendio mortal en la prisión en Tuluá, Colombia, 28/ 06/2022.

El ministro de Justicia de Colombia, Néstor Osuna, decretó este lunes una emergencia carcelaria en el país para enfrentar los recientes casos de homicidios, atentados y amenazas contra el personal de guardia del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec), por parte de bandas criminales.

“Hemos declarado la emergencia carcelaria en todo el país. Esta emergencia obedece, por una parte, a la materialización e incremento de homicidios de guardianes del Inpec, que han tenido lugar en los últimos días, en distintos lugares del país”, dijo Osuna a los medios.

El caso más reciente ocurrió el sábado en la ciudad de Cartagena, donde el militar Jesús Cárdenas fue baleado mientras hacia control de entrada de las visitas en el exterior de la cárcel San Sebastián de Ternera.

El ministerio de Justicia explicó que con la declaración se busca reforzar la vigilancia en las cárceles, restringir las visitas a los presos, reemplazar al personal en situaciones de seguridad y trasladar a algunos presos a centros de máxima seguridad.

Esta última decisión se da por la captura de Mauricio Marín Silva, alias ‘Nacho’, uno de los principales cabecillas de la banda criminal La Inmaculada, que el fin de semana generó el caos en la ciudad de Tuluá, donde quemaron ocho vehículos, amenazaron al alcalde y asesinaron a un inspector de tránsito.


Además, Ozuna señaló que se dispondrán de recursos para la compra de equipos de bloqueo de señales de teléfonos móviles en las cárceles que son utilizados por los reclusos para extorsionar, y donde ha habido un “incremento del 41 % en los casos de extorsión carcelaria”.

Esta es la cuarta vez que se declara una emergencia carcelaria en Colombia. La primera fue en 2013 por hacinamiento; la segunda, en 2016 por diferentes situaciones; y la tercera, en 2020 debido a la emergencia sanitaria producida por el COVID-19.

Cargar más

XS
SM
MD
LG