Enlaces de accesibilidad

Golpizas en precintos electorales


Elisaveta Klimovich, denuncia golpizas en centros electorales

Reportan casos de golpizas a periodistas y observadores en centro electoral moscovita

Anastasia Kirilenko/Radio Libertad

Moscú - En el centro electoral № 530 de la región Zhelezhnidorozhni de Moscú afirman que fueron expulsados varios observadores de “Voces” (organización no gubernamental) por intentar verificar la lista de electores. Cuando trataron de hacer una denuncia ante la Comisión Electoral Territorial (TIK) los observadores fueron golpeados. En el TIK de Zhelezhnidorozhni dijeron que no han recibido denuncias por la golpiza.

Según la Directora Ejecutiva de la asociación "Voces", Lilia Shibanova, dos reporteros de "Voz Ciudadana" fueron golpeados en el colegio electoral.
- Fueron golpeados nuestra corresponsal Isabel y Daniel Klimovich, cerca del TIK de Zhelezhnidorozhni. En la mañana, en el colegio electoral 530, donde había dos observadores del candidato presidencial Mijail Projorov, y dos de nuestros corresponsales, hubo un conflicto con la comisión electoral local. La Comisión prohibió la circulación de los observadores en el sitio y nuestros periodistas explicaron a las autoridades que lo exigían era ilegal. Con amenaza de violencia física los fueron sacando del colegio. Ellos fueron al Comité Territorial para presentar la queja. Y aquí ocurrió un incidente cuando un grupo de hombres vestidos de civil golpearon a nuestros corresponsales – relató Lily Shibanova.

Los observadores de Mikhail Projorov, Anton Ivashchenko e Ildar Daden también fueron golpeados frente al edificio de la comisión electoral, y después los dejaron en una carretera fuera de la ciudad. Los mismos observadores lo informaron en una conferencia de prensa en la tarde del 4 de marzo. Ildar Daden informó que llamó a la línea 02 (creada para denunciar las violaciones) y pidió que registraran la apelación.

El centro de prensa de "Voces" dejó en claro que el personal de la administración del distrito no permitió el acceso de los periodistas en la comisión territorial electoral, así como a los observadores Projorov, por lo que estos se quedaron a la espera en el vestíbulo de la administración. "Después de algún tiempo en el edificio entró un grupo de personas vestidas de civil, obligaron a los observadores a entrar en un coche y nos llevaron a un destino desconocido, y los periodistas de la Asociación de Periodistas de "La Voz " fueron expulsados del edificio de la comisión; les robaron una cámara y causaron daño físico".

Las denuncias de golpizas a los miembros de las organizaciones sociales en un colegio electoral no fueron registradas por la policía. “No llegó”, según declaró a la agencia de prensa "Interfax" el jefe del servicio de prensa del Ministerio de Interior de Rusia, para la región de Moscú, Evgueni Gildeev. Según éste, los observadores fueron retirados del precinto 530 porque se negaron a obedecer las exigencias del presidente de la comisión electoral regional para que no tomaran más fotos y videos.

El presidente del TIL en Zhelezhnidorozni, Anatoli Kravchenko fue requerido telefónicamente por Radio Libertad y declaró: "Justo lo que necesitábamos. ¿Qué los golpearon?. Es la primera vez que escuché acerca de esto".

La presidenta de la comisión electoral en el precinto 530 Irina Leontieva, declaró a Radio Libertad que los observadores Anton Ivashchenko e Ildar Daden no querían estar en el lugar que se les asignó y trataban de mirar las listas de votantes. Por eso fueron expulsados. Y declaró Irina Leontief:

- Se fueron porque violaron la ley electoral. Se acercaron a las listas. Se les regañó en una ocasión, pero continuaron desde las 9 hasta las 15 horas. Nadie les golpeó - ¿Quién los necesita? Y después leemos que les habían golpeado. No, ellos se fueron del precinto. Le entregamos la resolución del comité electoral de que violaron la ley. Argumentaron que ellos tienen el derecho a permanecer cerca de las listas, ver cómo se entregaban los documentos, intentaban mezclarse en la multitud de votantes. Se les ubicó en un lugar específico, pero no querían estar allí. Ellos querían estar cerca de los miembros de la comisión electoral.

- ¿Cree usted que ellos no tienen derecho a hacerlo?

- No lo creo. Si un votante está en la fila, y ellos se les acercan, y quieren ver las listas - lo siento, esto es una violación del secreto del voto.

"Los observadores tienen el derecho de supervisar todo el proceso de votación. No estaban tomando fotos ni videos en las filas – dice el vicedirector de “Voces”, Gregori Melkonyants.
XS
SM
MD
LG