Enlaces de accesibilidad

noticias

DICE EL PRESIDENTE BUSH QUE LOS TERRORISTAS NO PUEDEN INTIMIDAR AL MUNDO LIBRE


El presidente George W. Bush dijo el martes que el asesinato del rehén sudcoreano en Iraq, es un acto barbárico y declaró que los terroristas no pueden intimidar al mundo libre con sus acciones brutales.
El cautivo sudcoreano, Kim Sun-il, de 33 años, era intérprete de una compañia que abastece a las tropas de Estados Unidos en Iraq y fue secuestrado la semana pasada. Para no asesinarlo, los terroristas demandaron la retirada de los 600 soldados sudcoreanos actualmente en Iraq y que Seúl desistiera de enviar otros 3,000 soldados el próximo agosto al país árabe. Corea del Sur rehusó hacerlo.
El Ministerio de Relaciones Exteriores de Corea del Sur informó que el cadáver decapitado fue encontrado por tropas de Estados Unidos en un lugar situado entre las ciudades de Bagdad y Faluya, a 22 millas de la capital iraquí.
Bush hizo el comentario sobre el asesinato de Kim Sun-il en la Casa Blanca al terminar el martes una entrevista con el primer ministro visitante de Hungría, Peter Medgyessy, quien aprovechó la ocasión para declarar que su país no retirará las tropas que tiene en Iraq.
Medgyessy dijo que la muerte reciente de un soldado húngaro en Iraq fue muy triste, pero no va a cambiar el acuerdo de su país para mantener sus tropas en Iraq.
Bush respondió que Hungría es un buen ejemplo para Iraq, de una sociedad que rechazó la tiranía a favor de la democracia y el imperio de la ley.
Por otra parte, la noticia del asesinato del cautivo sudcoreano en Iraq ha estremecido a Corea del Sur. El presidente Roh Moo-Hyun caslificó de bárbaro el crimen y reiteró su propósito de que Corea del Sur sea la tercera potencia en total de fuerzas militares en Iraq.
"Condenamos con firmeza al terrorismo y lo combatiremos con severidad en cooperación con la comunidad internacional", dijo el presidente Roh por televisión.
XS
SM
MD
LG