Enlaces de accesibilidad

New York Times: la mujer cubana y sus derechos


Una mujer hace cola en una farmacia de La Habana junto a un cartel alusivo al Primero de Mayo.

Con el cuentapropismo muchas cubanas trabajan para sí mismas, pero otras temen quedar desamparadas en una economía competitiva.

Un nuevo reporte sobre el estado de los derechos de la mujer cubana abre una vez más el debate en los círculos políticos de Washington, entre cubanos conservadores y feministas, informa este martes el diario The New York Times.

El estudio llamado "El trabajo de la mujer: igualdad de género en Cuba y el papel de las mujeres en la construcción de futuro en Cuba", se centra en el progreso de las mujeres cubanas en cuestiones económicas y sociales durante las últimas 4 décadas.

Sarah Stephen, la autora del reporte luego de 10 años de investigación, funge como directora ejecutiva del Centro para la Democracia en las Américas, una organización sin fines de lucro con sede en Washington, a favor del restablecimiento de relaciones con Cuba y el levantamiento del embargo.

En una entrevista en su oficina, Stephen dijo: "A lo que quiero llegar, lo que es importante, es que una de las grandes cosas en Cuba, parte de proyecto social de la revolución, fue la igualdad, incluyendo la igualdad para las mujeres, y eso es importante".

No obstante, agregó que en muchas ocasiones mujeres entrevistadas insistieron que esta no había sido una igualdad ganada por ella, sino impuesta desde los altos círculos de poder y establecida como ley.

María Ileana Faguaga, antropóloga e historiadora, expresó que la historia del progreso cubano hacia la igualdad ha sido exagerado, y apuntó que el acceso a las universidades no necesariamente le da poder a las mujeres, ni siquiera alcanzar supuesta posiciones de poder permite necesariamente el ejercicio del poder.

La investigadora norteamericana apuntó que "las mujeres lidian con sexismo todos los días, en la casa, en el trabajo, en todos los lugares".

A pesar de que Cuba se registra frecuentemente entre los mejores lugares mundiales en la situación de la mujer, estas solo representan el 38.1 % de la fuerza laboral del país, una cifra por debajo de la mayoría de América Latina.

Del mismo modo que las mujeres en cualquier lugar, las cubanas expresaron su deseo de mayor número de líderes femeninas. De acuerdo al reporte, ellas solo representan el 7 % de los miembros del Buró Político del Partido Comunista, 14 % del Secretariado del partido y el 22 por ciento del Consejo de Ministros.

Con la apertura de negocios privados, muchas de ellas están ahora trabajando para sí mismas, ganando dinero y autoconfianza, pero otras temen quedar desamparadas en una economía más competitiva.

Richard E. Feinberg, experimentado miembro del Instituto Brookings, indicó que con ayuda de este estudio, que calificó de "excelente", ayudaría a los Estados Unidos a involucrarse en asuntos como ayudar a mujeres empresarias a ganar habilidades.

Por su parte, Cynthia McClintock, profesora de Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales en la Universidad George Washington, criticó al gobierno norteamericano por obviar a Cuba a pesar de sus avances en las Metas de Desarrollo del Milenio de las Naciones Unidas.

Cerca del final, el artículo del New York Times, enfatiza la falta de empleo y la emigración: "en 2011 solamente 40,000 cubanos, más de la mitad de ellos mujeres, dejaron la isla".
XS
SM
MD
LG