miércoles, octubre 01, 2014, 10:21 pm

El Mundo

Corrupción en el partido comunista chino genera protestas populares

En la inauguración de la cita comunista china, el saliente presidente Hu Jintao reconoce que la corrupción puede dañar la hegemonía política del partido.

Vehículos en los que viajan los delegados a su salida del Gran Palacio del Pueblo, tras asistir a la ceremonia de apertura del XVIII Congreso del Partido Comunista de China (CPC), en Pekín, China, el jueves 8 de noviembre de 2012.
Vehículos en los que viajan los delegados a su salida del Gran Palacio del Pueblo, tras asistir a la ceremonia de apertura del XVIII Congreso del Partido Comunista de China (CPC), en Pekín, China, el jueves 8 de noviembre de 2012.
Hu Jintao advirtió hoy ante los futuros líderes del país que la corrupción amenaza al gobernante Partido Comunista y al Estado, pero dijo que el partido debe seguir al mando mientras lucha contra el creciente malestar social.
      
En un discurso del "estado de la nación" ante más de 2.000 delegados del partido seleccionados a dedo antes de que entregue el poder, Hu reconoció que el creciente enojo público por temas como la corrupción y la degradación del medio ambiente ha minado el apoyo popular al partido y llevado a un creciente número de protestas.

También prometió reformas políticas, pero descartó copiar un estilo occidental de gobierno. El mandatario también destacó la necesidad de fortalecer a las fuerzas armadas y proteger la plataforma marítima del país en medio de disputas con Japón y con naciones del Sudeste Asiático.

"La lucha contra la corrupción y la promoción de la integridad política, que son un importante tema político de gran preocupación para el pueblo, representan un compromiso político claro y de largo plazo del partido", advirtió Hu, en un discurso de casi dos horas.

El mandatario saliente de China abrió un congreso de una semana en el Gran Salón del Pueblo en Pekín que marcará el comienzo de un cambio en el liderazgo que ocurre una vez por década en la segunda mayor economía del mundo.

Vista general de los delegados del partido durante la ceremonia de apertura del XVIII Congreso del Partido Comunista de China (CPC) celebrado en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, en China, hoy jueves 8 de noviembre de 2012.Vista general de los delegados del partido durante la ceremonia de apertura del XVIII Congreso del Partido Comunista de China (CPC) celebrado en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, en China, hoy jueves 8 de noviembre de 2012.
x
Vista general de los delegados del partido durante la ceremonia de apertura del XVIII Congreso del Partido Comunista de China (CPC) celebrado en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, en China, hoy jueves 8 de noviembre de 2012.
Vista general de los delegados del partido durante la ceremonia de apertura del XVIII Congreso del Partido Comunista de China (CPC) celebrado en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, en China, hoy jueves 8 de noviembre de 2012.
Pese al alto perfil del evento y el foco en temas sensibles como las reformas y la corrupción, los comentarios no fueron considerados inusuales dado que fundamentalmente refuerzan ideas y temas ya existentes. El período previo a la reunión cuidadosamente coreografiada, en la que Hu hará entrega de su cargo como jefe del partido al vicepresidente Xi Jinping, se ha visto ensombrecido por un escándalo de corrupción que involucró al una vez influyente político Bo Xilai.

Aunque Hu no mencionó a Bo -alguna vez considerado como un contendiente para el cargo máximo del partido-, dejó pocas dudas sobre el destino de sus comentarios.
     
  "Todos aquellos que violan la disciplina del partido y de las leyes estatales, sean quienes sean y cualquiera que sea el poder o las posiciones oficiales que tengan, deben ser llevados ante la justicia sin misericordia", dijo Hu a los delegados, uno de los cuales fue su predecesor, Jiang Zemin.

El New York Times dijo el mes pasado que la familia del primer ministro Wen Jiabao había acumulado por lo menos 2.700 millones de dólares en "riquezas ocultas", un reporte que el gobierno chino calificó como una calumnia.
      
El congreso finalizará el 14 de noviembre, cuando será revelado el nuevo Comité Permanente del partido, en la cúspide del poder. Sólo existe la certeza de que Xi y su segundo al mando, Li Keqiang, estarían en el comité, posiblemente integrado por siete miembros. Otros ocho candidatos están compitiendo por los demás puestos.

Hu abandonará el cargo como líder del partido, pero Xi recién se hará cargo de las tareas del Estado en el encuentro anual del Parlamento en marzo del 2013.
Este foro se ha cerrado
Comentarios
     
No hay comentarios en este foro. Anímese a escribir el primero.

Libertad de Prensa